QUÉ ES EL BONDAGE Y POR QUÉ ESTÁ DE MODA

¿Qué es el bondage? 

El bondage es una práctica erótica basada en que una persona inmoviliza a otra como parte de un juego sexual. El significado literal del término bondage es esclavitud, cautiverio o servidumbre.

El sometimiento de la otra persona se produce atando partes de su cuerpo con cuerdas, esposas u otros elementos similares. También pueden vendarse los ojos para aumentar el misterio. Las posibilidades son amplias y la imaginación tiene un papel importante en las posibilidades de esta práctica. Pero lo que es seguro es que puede resultar muy excitante!

tienda bdsm online

 

Diferencias entre bondage y BDSM

No confundas el bondage con el término BDSM, que es mucho más amplio y sus siglas significan Bondage, Disciplina, Dominación, Sumisión, Sadismo y Masoquismo. El BDSM abarca estos seis tipos de prácticas sexuales. Por lo que el bondage se engloba en el concepto de BDSM pero BDSM no es sólo bondage.

El BDSM también se trata de practicar juegos sexuales consentidos entre dos o más personas que giran en torno a los seis conceptos mencionados para divertirse y excitarse sexualmente.

El bondage está de moda

Hoy en día cada vez más parejas exploran el mundo del bondage y, en los últimos años, se ha convertido en una práctica que está de moda. Ya se practicaba anteriormente (desde tiempos ancestrales) pero la aceptación y difusión en mayor medida de las novelas eróticas y películas como 50 sombras de Grey, han influido sin duda en el aumento de interés en las parejas por este tipo de juegos sexuales. Son juegos muy sanos y naturales, practicados por todo tipo de parejas en todo el mundo. Además de resultar excitante, aporta diversión a la pareja y rompe con la rutina de las relaciones. 

 

Bondage en sus diferentes grados 

La mayoría de las parejas suelen explorar estas prácticas introduciendo juegos de bondage suaves como por ejemplo vendarse los ojos y utilizar una pluma para acariciar el cuerpo, o poner esposas a la pareja de texturas muy suaves para hacer después un excitante recorrido por su piel…

Puedes ir un pasito más allá y utilizar otro tipo de ataduras, cadenas o azotadores. Lo importante es que ambos os sintáis cómodos con los juegos que estéis haciendo y que os resulten excitantes. Es importante comunicarse bien entre los dos y mientras ambos os divirtáis y os apetezca el juego, seguid adelante! 

La única regla es practicar juegos seguros para la salud, respetarse, comunicarse y parar si la otra persona deja de sentirse cómoda.

 

¿Por qué resulta excitante el bondage?

El bondage tiene un hueco en muchas de nuestras fantasías sexuales. Pero, ¿por qué resulta tan excitante? El erotismo del bondage reside en el sentimiento de vulnerabilidad y el hecho de ceder el control sobre tu cuerpo a otro. Esa es la clave. A algunas personas les parece más excitante ser el que domina y a otras, ser el dominado. Todo va en gustos! Pero este hecho de la dominación resulta muy excitante para muchas personas. 

Sin duda, el mayor componente erótico del bondage es emocional o mental, pero también podemos asociar determinadas sensaciones físicas con excitación directa, como por ejemplo la excitación por azotar o ser azotado, o por el roce de las cuerdas o esposas en tu piel y zonas erógenas.  

También ten en cuenta que la situación de dominación genera en tu cuerpo adrenalina, lo que afecta a tu excitación y genera sensaciones diferentes. 

El bondage no busca provocar dolor

En el bondage no se busca la provocación de un dolor real a la persona sometida (lo que entraría dentro de otras prácticas del BDSM), es todo más bien simbólico y el dolor no es una fuente de placer en este caso. 

La situación es simbólica y se trata de un juego y un sometimiento simulado, en el que incluso puede haber azotes y otras prácticas similares pero no se busca causar realmente dolor físico. 

 

esposas_bondage2

 

Juguetes sexuales para practicar el bondage 

En nuestra tienda puedes encontrar una sección específica de bondage, con muchas opciones de juguetes para practicar el bondage, como por ejemplo esposas, vendas, plumas, máscaras, azotadores, ataduras… 

Estos elementos puedes por supuesto combinarlos con el resto de juguetes sexuales para estimular todos los puntos erógenos de la persona que está inmovilizada.  

 

kit-bondage-cosquillas

 

¿Te atreves a probar? Visita nuestra sección de BDSM.

Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados